Bref


Cómo mantener limpio el baño

Mantener el baño limpio es una tarea muy complicada. Al ser un espacio dedicado al aseo diario, es común que al cabo del día se acumulen pelos, marcas de jabón y de pasta de dientes, haciendo que la limpieza del baño se convierta en una obligación casi diaria. Te damos algunos consejos para mantener el baño limpio y ordenado durante más tiempo..

Jaboneras y botes de gel

Es muy común que dejemos la pastilla de jabón o los botes de gel y de champú mal cerrados y que se nos escape dejando un residuo seco que puede formar un cerco. Si esto pasa de forma repetida puede crearse una mancha permanente. Cierra bien los botes y si usas jabón en pastilla, asegúrate de dejarlo en una jabonera.

Adiós a la cal

Dependiendo de dónde vivas, el agua tendrá más o menos concentración de cal. Es común ver las alcachofas de la ducha con cal acumulada. Para limpiarlo solo necesitarás un poco de vinagre y volverá a brillar como el primer día.

El ambientador, un imprescindible

Los malos olores provocados por las tuberías  pueden evitarse con un extractor de aire o con abriendo la ventana (en caso de tener una). Los ambientadores son un plus para hacer que el baño sea un espacio más acogedor. Puedes probar a usar esencias o plantas aromáticas si quieres un olor menos artificial.

Orden

Algo importante para mantener el baño limpio es el orden. Si todos los pequeños electrodomésticos que usamos y los productos de aseo diario están a la vista es fácil que se acumule suciedad a la que no sea fácil acceder. Los muebles con espacio de almacenamiento son un must en el baño. También puedes usar cestas o repisas para organizarlo todo.

Juntas limpias

Las juntas de silicona se manchan con facilidad y es importante mantenerlas limpias para que no se genere moho. Límpialas con cierta regularidad para que no se acumule y después sea mucho más difícil de eliminarlo.

Alfombras limpias

Las alfombras son las grandes olvidadas de los textiles de baño. Acuérdate de lavarlas regularmente si no quieres que se conviertan en un foco de bacterias.

Limpia los rastros de espuma

Después de ducharte pasa la alcachofa de la zona de la ducha para retirar la espuma de jabón o champú. Esto ayudará a que no se acumule y por lo tanto, a mantener el baño más limpio.

Limpiar el lavabo

No se tarda más de un par de segundos en limpiar el lavabo a diario. Hacerlo evitará que la suciedad se acumule y el baño se verá mucho más limpio en conjunto.

Seca el agua sobrante

El agua que dejamos en el lavabo deja cercos de y al secarse aparecerán cercos. Coge un papel y sécalo, tardarás un minuto y mantendrás tu baño limpio durante más tiempo.

Limpia el inodoro

SI usas un producto desinfectante en la taza del inodoro y lo dejas actuar durante la noche por la mañana estará impecable y será mucho más fácil deshacerse de la suciedad cuando lo limpies en profundidad. Otro producto que puede ayudarte a mantener el baño limpio son las  que descargan producto cuando tiras de la cadena.

Historias que te pueden gustar