Bref

Rápido y limpio: episodio 2. Pastillas para el inodoro

Oculto de la vista, pero potente y duradero: si desea dejar de pensar en la limpieza del inodoro, entonces las pastillas para el inodoro son la solución adecuada para usted.

Ubicadas en una tranquila esquina de la cisterna, estas duraderas pastillas le ofrecen un máximo de dos meses de tranquilidad sin complicaciones. Además, la instalación no puede ser más sencilla. Quizás no son tan conocidas como la solución de la cesta para el borde, pero las pastillas para el inodoro presentan multitud de ventajas y continúan siendo la elección preferida de muchos consumidores.

Bref Duo Cubes.

¿Qué es una pastilla para el inodoro?

Surgidas un poco más tarde que las cestas para el borde del inodoro, las pastillas para el depósito del inodoro comenzaron a cobrar importancia a finales de la década de los 80 y a principios de los 90. Sus ventajas se hicieron evidentes de inmediato, ya que requieren menos tiempo de instalación que la cesta para el borde y resultan más estéticas (puesto que no se ven en absoluto). Además, las pastillas para el depósito del inodoro consiguen el mismo efecto, aportando frescor e higiene duraderos. La colocación de la pastilla justo en la parte superior de su inodoro garantiza que se limpie todo el mecanismo, incluyendo la cisterna y los conductos que suministran el agua de descarga a la taza. Las pastillas de inodoro se fabrican con una fórmula diferente a la de los bloques para el borde convencionales. Dado que permanecen continuamente sumergidas en agua, están diseñadas para disolverse mucho más despacio, lo cual aporta una higiene y un frescor más duraderos.

¿Qué hace un limpiador de bloque de inodoro?

Una pastilla para el depósito del inodoro ofrece una solución muy cómoda, ya que mantiene la higiene de su inodoro con cada descarga y recorre todo el mecanismo del inodoro con una estela de fresca fragancia.  Dado que la pastilla para el depósito siempre se encuentra sumergida, mantiene el agua constantemente fresca y azul, incluso cuando está en el depósito a la espera de la siguiente descarga. El frescor y la higiene impregnan su inodoro de arriba a abajo.

¿Cuáles son las ventajas y las desventajas de la pastilla para el depósito frente a la cesta para el borde?

Ventajas de la pastilla para el depósito: la pastilla para el depósito presenta unas ventajas muy claras en términos de durabilidad. Dura como promedio dos veces más que la cesta para el borde equivalente antes de tener que cambiarla. También es más cómoda de instalar, puesto que no requiere ningún contacto con la propia taza del inodoro. Por último, está totalmente oculta a la vista.

Desventajas de la pastilla para el depósito: una de las mayores desventajas de las pastillas limpiadoras para el depósito es que no emiten la fragancia de manera tan efectiva como las cestas para el borde. Esto significa que las pastillas para el depósito no siempre permiten descartar la necesidad de utilizar ambientadores individuales.

¿Las pastillas para el depósito dañarán mi inodoro? Las pastillas para el depósito del inodoro son bastante corrosivas y se sospecha que puedan ser perjudiciales para las juntas y los mecanismos del depósito. Sin embargo, estos problemas se han producido en gran parte en inodoros que quedan inactivos durante largos periodos de tiempo. Mientras un inodoro se utilice de manera regular, no debería verse perjudicado por las pastillas limpiadoras de inodoro.

Cisterna del inodoro.
Cisterna que está empotrada en la pared.

Cómo instalar las pastillas limpiadoras de inodoro

Las pastillas para el depósito son fáciles de instalar. No hay que preocuparse de dónde se deben colgar exactamente, o de si reciben suficiente flujo de agua. Dado que se encuentran completamente sumergidas todo el tiempo, no existe esa preocupación. Solo tiene que abrir la cisterna y echar dentro la pastilla. No es necesario retirar el envoltorio protector, ya que este se disuelve en la cisterna. La única advertencia es que es mejor echar la pastilla en el lado de la cisterna más alejado de la tubería de salida (el conducto situado en el fondo del depósito y que conduce a la taza del inodoro). El motivo de esto es evitar que la pastilla quede atrapada u obstaculice el flujo de agua a través de esta salida.

En el caso de los inodoros cuya cisterna esté empotrada en la pared: si su cisterna está oculta detrás de un panel en la pared, puede que no esté muy seguro/a de cómo acceder a ella. Esto puede desanimar a la hora de utilizar una pastilla limpiadora de inodoro. No obstante, todos los depósitos de agua se han diseñado para ofrecer un acceso fácil, solo es cuestión de averiguar cómo hacerlo. Si no está seguro/a, búsquelo en Internet y se dará cuenta de que, una vez que lo sepa, repetir el proceso es pan comido.

¿Cuándo ha llegado la hora de cambiar la pastilla limpiadora del inodoro?

 Están diseñadas para durar hasta 800 descargas, lo que se traduce en un máximo de tres meses de uso. Es fácil constatar cuándo ha llegado el momento de echar una nueva: el agua deja de salir azul.
Eche una pastilla de inodoro en su cisterna y nunca más vuelva a preocuparse de la higiene del inodoro. Descubra cómo las pastillas para el depósito pueden ahorrarle tiempo y preocupaciones.